08_2014 09_2014 10_2014
Warning: Parameter 3 to botdewplayer() expected to be a reference, value given in /var/www/vhosts/latinoaldia.com/httpdocs/libraries/joomla/event/dispatcher.php on line 136

En la selva de Alfonso Díaz Uribe

Política y Economía

Note des utilisateurs: / 5
MauvaisTrès bien 

El pasado noviembre el colombiano Alfonso Díaz Uribe cerró el 2011 con una miscelánea que sintetiza su recorrido artístico. La renombrada galería AKIE ARICHI  fue el lugar en donde el artista nos hizo conocer su mundo o su “Selva” como el mismo dice: “No la Selva de, sino en la Selva de, es decir en el mundo de. Es que en esta exposición hay varias épocas de mi trabajo, esculturas con madera y caucho, de piedra, de bronce, dibujos, entre otras obras que son de antes de los años 90’s, con diferentes temas  pero siempre con un hilo conductor”. 

 

En esta exposición encontramos sobretodo esculturas con materiales muy diferentes a los que utilizan el común de los escultores, madera y caucho: ¿cómo y por qué?,  ¿arte pobre?
El mío no es arte pobre, es arte de un artista pobre que es diferente. El arte pobre es un movimiento que en concepto sintetiza una imagen donde el artista con pocos elementos hace una obra de arte que dice mucho, pero en mi caso no es eso. Yo con los elementos que tengo construyo, pero hago cosas cada vez más amplias.
“Esto viene de un artista pobre que tiene proyectos”
Mira esto fue una casualidad de encuentros. Hay situaciones difíciles en las que uno como artista - tú sabes-  siempre tiene proyectos pero no puede realizarlos. Me acuerdo que yo quería comprar maquinaria para trabajar la piedra, el granito, el mármol y otros; pero hay costos. Es así como todo se va reduciendo al mínimo y uno queda al final sólo con el cafecito ahí al lado. Es cuando uno dice  “…M… ¿y ahora qué hago?”.  ¡Haga proyectos!, pero solo hacer proyectos no sirve para nada; así que un día caminando encontré unos pedazos de cauchos y bueno dije es un material interesante, me voy a poner a trabajar con esto que encontré. Eso fue allá por el 2007, entonces a partir de eso dije bueno este es un material, interesante, diferente.



¿Es la primera vez que usas este tipo de materiales interesantes que estimulan la libre creación?
No. Mira antes estaba trabajando. Así uno no tenga material hay que trabajar,  te voy a mostrar una obra  (de pronto se desaparece para ir corriendo a buscar una pequeña escultura hecha a partir de una lata) esta es una de tantas obras. Si uno no tiene más plata trabaja con lo que puede, por ejemplo: uno come enlatados y pues de las primeras obras que empezaron a salir fueron estas (dice mientras muestra sus esculturas de lata y de madera).  De los enlatados tenemos las latas de las latas tenemos material y con material  entonces construyo.  Tengo animales hechos de latas. Para hacerlos  uso una máquina –que la obtuve por trabajar con una persona-,  hago inserciones, cortes y bueno con la técnica que tengo construyo.  Entonces la cuestión técnica genera también posibilidades… y la imaginación… es un elemento que tenemos que ponerlo a trabajar de una.  Todo es cuestión de encontrar elementos y ponerlos a trabajar, a darles forma a partir de una idea.
Entonces cuando el caucho llegó empezaron a salir piezas. Para mi fue un descubrimiento. Donde encontré ese material hable con los empresarios (al referirse a los dueños de las fábricas en donde encontró las piezas de caucho) y me dijeron, coja el material que le interesa y empecé a conseguir material, acumular material y así las cosas empezaron a salir fluidamente. Lo increíble es que desde ese momento y hasta hoy en día cada obra que yo hago con caucho es una obra fluida, yo me divierto.
 


Eso vi en las esculturas, hay mucha fluidez en el corte, en cada línea de las piezas hay mucha flexibilidad Bueno si, claro yo no le diría mi secreto a un coleccionista para mantener le misterio (risas) pero a ti te digo que la obra tiene casi el material en su forma básica. Lo increíble que sucedió con el caucho fue salieron formas nuevas, cosas nuevas, cosas que  yo personalmente no esperaba pero eso generó una serie de cosas nuevas  que generaron que AKIE ARICHI se interesara por mi trabajo. Esa es la parte inicial, después había obras anteriores que también forman parte de esa diversidad que yo tengo.

 

¿Trabajas alguna línea específica?
Yo no trabajo una línea específica, trabajo varias líneas, pero tengo un hilo conductor. Tiene mucho que ver con los animales, los orígenes, también con la geografía latinoamericana porque tenemos muchos puntos comunes. Nosotros los colombianos por ejemplo somos un país que vive una tragedia y que está saliendo afortunadamente de ello,  pero  eso no solo lo vive Colombia sino lo han vivido unos tantos otros. Como ves hay un común denominador en nuestro pasado como  afirmación de una presencia humana. Me interesa mucho la parte política, sociológica y humana.
Yo que de repente tengo más sangre española o que se yo,  pero soy latinoamericano como tú  o como los indios Makukac en el Amazonas, somos una sola familia y eso hay que reivindicarlo en tierras en donde desafortunadamente todavía hay ese rechazo a sus orígenes.  
 
Díaz Uribe  no es solo un artista innovador que explora nuevas formas para proyectar sus orígenes sino también un artista comprometido con la historia de su pueblo - identificado con reaccionarios como Quintín Lame y artistas como Antonio Caro por nombrar sólo algunos- y con su realidad.  
En Bogotá hay un artista de mi generación que se llama Antonio Caro que ha trabajado en su obra la acción de Manuel Quintín Lame; un líder indígena colombiano que lucho por el derecho indígena y luchó  la restitución de las tierras a sus comunidades. Luchó para que al indio no lo sigan tratando como esclavo.  A este líder hay gente que lo conoce y hay gente que no, es que eso no lo enseñan en los colegios pero son reivindicaciones sólidas.  Hay gente que resiste a la opresión, mientras nuestros países no salgan de ese estado letal del que viven seguirá siendo un drama para los que viven en él.  Hay muchos grandes artistas que han salido de esas situaciones,  nosotros por nuestra historia somos países que estamos dados a la emigración… por la historia de nuestros países, por la represión, por la dictadura somos países que generan siempre emigración. Colombia hoy en día cuenta con algo de seis millones de individuos que viven fuera por la situación interna que es grave, es que no hay soluciones inmediatas. Eso ocurre en todos los países, en Chile, en Argentina, hay influencias. Por ejemplo tú ves en Argentina hubo mucha inmigración Italiana por un tiempo. De pronto Argentina se volvió un poco Europa y generó artistas del movimiento cinético como Julio Le Parc  –un gran amigo-.  Él está en la controversia de quien inició el movimiento cinético, si fue él o Vasarely. Bueno Vasarely ya murió y Julio tiene sus buenos años ya,  pero de las cualidades me imagino es un tipo como Julio Cortázar, muy humano y reivindicativo de su continente.
“Yo como artista también reivindico Latinoamérica. Tengo una conciencia política por cuna (hijo de padre político) y por experiencia, me duele ver como Latinoamérica se destruye por nada y que no haya una correspondencia a esa destrucción,  en Colombia se destruyen regiones por la violencia y la gente en vez de estar mejor esta peor, es decir de cierta forma seguimos siendo colonias”
Latinoamérica es un continente que esta en vías de construcción con costumbres especificas, desde México hasta la Patagonia comemos frijoles. Es una concepción diferente del mundo.

¿Por qué?
Si en la comunidad europea tienen el problema que hablan diferentes lenguas, que tienen costumbres muy específicas, en España comen  la paella, en Francia comen el bœuf bourguignon, el Alemania: la  choucroute, en Bélgica: les moules,   nosotros como latinoamericanos desde México hasta la Patagonia comemos frijoles, hablamos español, somos rumberos, nos gusta bailar y tenemos esa particularidad. Entonces la dificultad es otra, es que hay intereses foráneos para que Latinoamérica no se construya. Tenemos indígenas del note al sur a pesar de la conquista,  de la masacre y todo eso. La presencia indígena ancestral es fuerte. Yo diría que somos una concepción diferente del mundo sencillamente por la humanidad que tenemos. Bueno a pesar de que Colombia y hoy en día México en América central se han vuelto violentos, pero,  no somos  países violentos, somos países de un cariño, un gran amor, un carisma extraordinario. Es que nos han vuelto violentos por otras circunstancia,  por intereses foráneos de plata, de dinero, de riquezas; pero sino, tenemos esa particularidad de recibir al extranjero, de recibir a un vecino, eso es particular. La gente que va a Latinoamérica se encanta por ese cariño. Es que la pobreza no importa si hay una sopa para dos se le hecha más agua y comen quince, eso es particular…
Nos dice mientras nos hace sentir como en casa.

Para deleitarnos un poco de su arte, podremos encontrar al artista en otra faceta en el marco del Salon du Livre en Porte de Versailles. Del 16 al 19 de marzo en el stand VIRAGE D’ART Edition Gallerie. Con la Galería AKIE ARICHI en Poemas e ilustración.


Entrevista de Malena del Custode
 (INBUSART)

Commentaires
Rechercher
Seul les utilisateurs enregistrés peuvent écrire un commentaire!

bottom image